Adicciones tecnológicas ¿Qué son?

adicciones tecnologicas

Actualmente estamos atravesando por la revolución tecnológica global, donde las telecomunicaciones, la conectividad, y la manera en como se transmiten los mensajes por medio de nuevos canales de comunicaciones, han sido abarcados por el afán humano de satisfacer la necesidad de socialización.

Para nadie es un secreto que el desarrollo de nuevas tecnologías ha permitido al ser humano desenvolverse en el mundo de manera sencilla, pues ha ayudado a conectarse con personas que se encuentran al otro lado del planeta, también ha aumentado la productividad en ciertos sectores de la economía, entre otros beneficios propios, con el fin de mejorar la calidad de vida, sin embargo, históricamente estamos programados para que el cerebro se acostumbre a aquello que creemos que “nos hace bien”, es así como creamos dependencia a cualquier forma de tecnología hasta el punto de convertirse en una adicción.

En ese momento en donde intentamos conectar con personas que se encuentran lejos, terminamos alejando a aquellos seres queridos que se encuentran a nuestro lado por estar prestando atención a una pantalla, tomar fotografías perfectas para exhibir en redes sociales o ver la vida pasar en visualizaciones de otros que muestran su privacidad, en vez de disfrutar el momento mirando a los ojos y riendo de la simplicidad, un instante irrepetible en la vida que quizá no se volverá a suceder.

En la sociedad actual, dicen que los niños de hoy en día vienen con un chip tecnológico de una vez implementado, que se les hace más fácil la manipulación y aprendizaje del uso de artefactos tecnológicos, y es cierto, la destreza de la juventud impulsa el desarrollo humano, pero así mismo se es más vulnerable a depender de celulares, tabletas, computadores, entre otros aparatos electrónicos que degeneran paulatinamente la salud mental y física de cada individuo.

Y así, con el uso tras uso del día, se hace más difícil desapegarnos de algún aparato tecnológico, pues creemos que estamos perdiendo de alguna situación que está aconteciendo o de la vida de las personas alrededor del mundo, hasta creer que es lo único que existe para mantenernos entretenidos, por lo que caemos en la trampa el cual inconscientemente dificulta la capacidad de reconocer.

No permitas que la tecnología controle tu vida. Es hora de recapacitar y hacerle frente a la tecnología moderadamente.

Tipos de adicciones tecnológicas

Una reunión social con amigos y familia no sería lo mismo si al llegar lo primero que no te pidieran fuera la clave del Wi-Fi. Sabemos que, al hablar de tecnología, se abarca amplios conceptos acerca de aparatos con múltiples funcionalidades para facilitar la vida de cada ser vivo. Es por ello, que las adicciones tecnológicas se presentan de gran variedad de tipo para ser identificadas con mayor rapidez, sigue las más comunes encontradas:

  • Adicción al teléfono móvil. La practicidad que se tiene al adquirir un teléfono celular facilita la comunicación e interacción a través de una pantalla que se puede llevar a cualquier lado donde se va, con múltiples aplicaciones y funcionalidades. Este tipo de adicción en especial hace referencia al uso desmedido, prolongado y continuo de teléfonos inteligentes en convertirse maniático y paranoico al celular del estar en cada momento conectado.
  • Adicción a las redes sociales. La popularización que han tenido las redes sociales con toda la revolución digital ha provocado que publicar fotos, videos, textos o cualquier otro tipo de contenido, exponga las susceptibilidades del individuo. La adicción de este tipo consiste cuando la persona siente que su valoración personal depende de un “me gusta”, cuando la sensación de estrés por permanecer desconectado se intensifica con el tiempo y permite que ello influya en su comportamiento.
  • Adicción a los videojuegos. Los videojuegos son una forma de entretención digital donde niños, adolescentes y un pequeño porcentaje de adultos, cae en la perdición, pues una vez pasar un nivel se genera en el cerebro satisfacción que se quiere repetir una y otra vez, pero al fallar, puede generar frustración en donde la persona se empeña en continuar hasta llegar a sentirse mal consigo mismo.
  • Otras adicciones tecnológicas. Entre las cuales se pueden encontrar también: Adicción a las apuestas o juegos online, Adicción a la televisión, Adicción a la computadora o de revisar e-mail, Adicción a otros aparatos tecnológicos.

Cabe resaltar que toda aquella manipulación de artefactos tecnológicos que con el pasar del tiempo dado por su constante uso y dependencia genere ansiedad, estrés, depresión, cambios conductuales entre otra sintomatología, conllevan a una adicción de esta índole, pues pueden desencadenar una serie de afectaciones en aquella persona que utilice la tecnología más allá de lo que se cree.

Sin darnos cuenta, somos propensos a caer en la adicción de la tecnología dado el ritmo digitalizado que el mundo está llevando, es por ello por lo que es imperativo vigilar y por tanto ser conscientes del uso que se le da a la tecnología, internet y otras herramientas, para no caer en la trampa.

Causas de las adicciones tecnológicas

El abuso del uso de la tecnología tiene sus inicios como si se estuviera consumiendo una sustancia psicoactiva, pues genera los mismos efectos tanto físicos como psicológicos, ya que el individuo busca aliviar un malestar, en su defecto refugiarse o salir de la realidad en que se encuentran atravesando a través del uso inapropiado de la tecnología. Entre algunas de las causas que se pueden incidir en la adicción tecnológica:

  • Trauma por acontecimiento fortuito doloroso por perdida de familiar, amistad u otro ser querido.
  • Sentimiento de ansiedad social, dado por creer no encajar dentro de los órdenes sociales, a veces encuentran una forma de huir y resguardarse a través de una pantalla.
  • Pensar que es un escape al estrés generado por las actividades cotidianas, por ejemplo, los niños o adolescentes al terminar la escuela y volver a casa, encuentran en videojuegos una escapatoria o forma de desestresar sus mentes por las presiones que se generan en la rutina por lo que expenden varias horas en ello encerrándose en una burbuja que olvidan sus deberes y comienzan a adquirir comportamientos parecidos al videojuego que los “entretiene”.
  • Problemas familiares, presenciar discusiones familiares de gran impacto, problemas académicos o laborales, creando hábitos de vida de aislación social.
  • Bajo autoestima, falta de carácter y falta de inteligencia emocional para tomar decisiones propias.
  • Falta de afecto o de otros estímulos, actividades físicas, sedentarismo.

A primera instancia, el uso de aparatos tecnológicos no es perjudicial ni dañito, pues son usados para entretener, ya que es una nueva forma de diversión que afecta más que todo a niños, adolescentes y jóvenes, el problema comienza como toda adicción, cuando se crea una dependencia a esto, causando a la persona estrés, ansiedad, entre otras consecuencias dada la facilidad de acceso que se tiene para adquirir un aparato tecnológico, no limitantes de uso propios ni de terceros y claramente la recompensa que se tiene por permanecer dentro de redes sociales o en juegos digitales, lo que lo hace más adictivo aun.

Consecuencias de las adicciones tecnológicas

Es por lo tanto se recomiendo prevenir cualquier tipo de adicción y dependencia ya sea a sustancias psicoactivas como a la tecnología, por medio de programas de psicoeducación en todos los ámbitos en que se mueve el ser humano, comenzando desde la escuela, enseño medio y/o en empresas, el cual cada persona a través de charlas grupales, comprenda de una vez por todas que a pesar de que necesita la tecnología (o es lo que socialmente se ha impuesto), no es indispensable para vivir feliz y tranquilamente.

Entre las consecuencias por pasar mucho tiempo con los ojos atrapados enfrente de celulares, computadores, televisor, videojuegos u otros artefactos tecnológicos, se puede encontrar las siguientes:

  • Entre los problemas psicológicos generados se encuentra la depresión, ansiedad, desequilibrio en el apetito y hábitos nutricionales.
  • Una de las repercusiones por este tipo de adicción de la nueva era es el aislamiento social, puesto que la persona se encierra en su propio mundo como un cangrejo ermitaño ni ánimos de hacer cualquier cosa mas que usar su aparato electrónico.
  • La inmersión en la que está sometido el sujeto es tan grande que absorbe todo ese mundo ficticio en su mente para llevarlo al mundo real convirtiéndolo en su propia verdad, es decir que, intenta recrear por ejemplo lo que vive en un videojuego en la vida real. En otras palabras, puede ser indicio de paranoia y alucinaciones.
  • La realidad ficticia creada no le permite establecer, ni desarrollar relaciones sociales de manera fluida y sensata. Por ello, el circulo social que manejan están involucrados en las mismas actividades adictivas que el paciente tiene.
  • Sentimiento de soledad, tristeza, desequilibrios emocionales, en done los niveles de estrés en el día a día aumentan considerablemente afectando la concentración y atención mental, generando déficit de sueño, pues no logra la persona dormir apropiadamente las horas correspondientes.
  • Insomnio, pesadez corporal y disminución del sistema inmunológico, son consecuencias por el mal descanso o hiperactividad por la actividad cerebral.
  • Agresividad y modificación en la conducta del individuo.
  • Al estar todo el tiempo enfrente de una pantalla, se provoca un aumento del sedentarismo por falta de actividad física, por ello el individuo es propenso a aumentar su peso hasta llegar a la obesidad y altas probabilidades de riesgos a contraer enfermedades derivadas como cardiacas o de articulaciones por falta de movimiento, esfuerzo físico y concentración de energía.
  • Se dificulta el desarrollo de relaciones interpersonales o afectivas de manera físicas y conlleva a la decepción frecuente hacia las personas.
  • Recurrentes tensiones físicas como en el cuello conocida como tortícolis, irritación ocular provocando visión borrosa o problemas de vista, dolores en demás articulaciones.

Es el momento de dejar de sentir la necesidad de utilizar la tecnología para hacer todo, hoy en día hasta para ir al baño para tomar una ducha se cree que es indispensable el uso de la tecnología pues las personas piensan que se están perdiendo de algo, cuando en realidad pierden tiempo en disfrutar su propia vida real sin estar pegados a una pantalla.

¿Existe una solución a las adicciones tecnológicas?

Si. La adicción a la tecnología es un problema real y que se ve cotidianamente el cual genera conflictos cognitivos y conductuales en las personas afectando su entorno social, familiar, académico o laboral, desde temprana edad.

Para solucionar el problema a las adicciones a la tecnología, se recomienda comenzar un tratamiento donde la voluntad y reconocer la dependencia por parte de la persona es el primer paso a una nueva vida saludable, puesto que las intervenciones que se realizan al paciente serán por medio de profesionales en el área de la salud especializados en terapias cognitivo-conductuales.

Así mismo, las intervenciones psicológicas efectuadas durante el proceso de recuperación giran entorno en ayudar a cada uno de los pacientes, concientizarlos de los hechos y la realidad, promover un nuevo habito de vida, reeducarlos a controlar sus acciones luego de haberlos procesados correctamente por sus pensamientos a través de fortalecer la inteligencia emocional, de esa manera evitar el abuso de la tecnología nuevamente.

Entonces, la reestructuración cognitiva utilizada por los psicólogos en este tipo de adicciones permite que el paciente renueve su forma de pensar frente a la situación que están atravesando, de manera que eleva la autoestima, la confianza y amor propio, adoptando un nuevo método de recompensa en su vida, de igual forma como la intervención de la logoterapia para reflexionar sobre su motivación existencial se efectúa.

En resumen, la mejor solución para combatir contra las adicciones tecnológicas es por medio de especialistas de la salud que apliquen la psicoterapia como terapeutas, psicólogos y/o psiquiatras que fortalecen las diferentes formas en que el paciente puede relacionarse socialmente y con su entorno, mientras se descubren nuevas aficiones para ofrecer una mejor calidad de vida tanto física, mental y espiritualmente.

Te invitamos a buscar ayuda en psicólogos, familiares, amigos cercanos de confianza, pareja sentimental u otro tipo de apoyo para así tratar tu caso de una vez.

Quizá te interese:

¿NECESITAS AYUDA?

Déjanos tus datos y uno de nuestros especialistas te llamará, consulta gratis.


Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea