Terapias de grupo y sus beneficios

terapias de grupo

Todas las personas por naturaleza son seres sociales que de cierta manera necesitan las relaciones interpersonales para sobrevivir por medio de habilidades desarrolladas a lo largo de la vida a pesar de que cada uno sea único, diferente e irrepetible.

Desde pequeños nos inculcan a rodearnos de otros niños para socializar, por lo que en un abrir y cerrar de ojos se comienza una relación amistosa por la frecuencia en la que se comparten momentos, juegos, rutinas, tiempo, historias, hasta información de nosotros mismos de aquello que nos gusta o nos disgusta, pues sin interés malicioso alguno se crea un vínculo de confianza.

Por otro lado, a medida que vamos creciendo, los amigos o familiares que consideramos íntimos los cuales se les puede confesar cualquier anomalía que esté perturbando nuestros pensamientos, o tener la confianza de compartir la exorbitante felicidad que acontece en nuestra vida y que de cierta manera conocen más de nosotros mismos, son los mismos a quienes a veces nos da vergüenza pedir ayuda, por lo que recurrir a otra u otras personas se puede sentir más cómodo.

Por ello, sin importar que la situación por la que se esté atravesando sea lo suficiente perturbadora, el ser humano requiere ayuda de otra persona para afrontar, superar y sobresalir ante cualquier inconveniente que se le presente, aunque quien lo solucionará sea cada uno individualmente.

¿Qué es la terapia de grupo?

Para algunas personas resulta terapéutico hablar sobre sus problemas, también sobre cómo se están sintiendo en una determinada situación por la que estén pasando, o comentar aquello que torna gris sus pensamientos, ya que de alguna manera desahogan sus pesares para ser escuchados, entendidos e inconscientemente se busca refuerzo por parte de la otra persona o personas.

Para otras personas, compartir sus problemas con otras personas les resulta un poco incomodo, por lo que se guardan todas las emociones creando una bola de nieve cada vez más grande, originando que se aíslen del mundo exterior y consumiéndose por sus propios pensamientos.

A veces, perdemos el rumbo del camino de una vida saludable, plena y feliz por diferentes motivos ya sean por decisiones propias o influencias de los demás, por lo que redirigir el curso a la vida se lleva a cabo paso a paso con diferentes métodos que faciliten la superación de obstáculos y crecimiento personal.

Entonces, al hablar de terapia de grupo se hace referencia a un conjunto de personas independientes reunidos y conectadas por razones similares, utilizada como herramienta en el proceso de tratamiento psicológico y psiquiátrico con el fin de abordar problemas y trastornos cognitivos-conductuales.

Pero, las terapias grupales no es sólo sentarse hablar, escuchar y compartir experiencias o sentimientos como muchas personas lo tienen estandarizado, pues va más allá que eso, ya que se centra en el aprendizaje dado por la interacción en un pequeño grupo de personas donde por medio del equilibrio emocional estimulado se resuelven conflictos personales mientras se potencializan las habilidades sociales y el crecimiento personal.

Cabe resaltar que cada ser humano necesita recurrir al psicólogo o a terapia así sea una vez al año.

¿Para qué sirve la terapia de grupo y cuáles son sus ventajas?

Las terapias grupales se crean vínculos, aunque no se tenga conocimiento de las personas que se encuentran presentes, ya que dicho método se focaliza en ayudar unos a otros a encontrar una solución a conflictos existenciales que surgen y finalmente lograr el cambio deseado.

Por lo tanto, la terapia en grupo es una técnica efectiva la cual sirve para que todos aquellos que conforman el grupo terapéutico desarrollen habilidades emocionales con el fin de afrontar los desafíos de la vida con un conjunto de seres humanos que se apoyan entre sí.

De la misma manera, es una forma de dar los primeros pasos para salir del caparazón que una vez se creó como protección, al compartir sus emociones e ideas sin tener miedo a ser juzgados, criticados o señalados, aumentando el autoestima y estabilidad psicológica que perdure en el tiempo.

Entre los beneficios que las terapias grupales ofrece, permite reconocer los problemas, fortalezas, debilidades personales, errores cometidos para aprender sobre ellos y de los demás, educarse a escuchar, controlar, solucionar y demás herramientas psicoemocionales que generan un cambio no sólo de actitud sino conductual, en pocas palabras a descubrir quienes somos dando un paso a la vez dependiendo del objetivo terapéutico que el psicólogo intenta conseguir para el bienestar del grupo y de cada participante.

Protocolos y técnicas para la terapia de grupo

Claramente las terapias de grupo como método empleado en tratamientos psicológicos deben ser dirigido por un profesional terapéutico ya sea psicólogo o psiquiatra, donde su principal objetivo es llevar a los involucrado a la reflexión de las emociones propias y de los demás, en tanto, siguen unos pasos para alcanzar en cada sesión la meta planteada:

  • El psicólogo analiza las características individuales para reunirlos en grupos intentando que ninguno de los pacientes se sienta excluido. Este mismo guiará la sesión
  • El espacio brindado es seguro, confidencial y recíproco, es decir que todo lo que se mencione en la sesión queda guardado en la sesión como un secreto compartido.
  • La honestidad, respeto y tolerancia son principios fundamentales para participar en la integración del grupo.
  • Se desarrollan actividades o ejercicios dinámicos para realizar tanto grupal como individualmente que fomenten el autoconocimiento y aprender a expresarlo.
  • Participar de manera activa, recurrente y se recibe retroalimentación propia y por el terapeuta a cargo.
  • Una vez que cada paciente se exprese sobre aquello que le preocupa y el resto del grupo escucha atentamente, el sujeto recibe retroalimentación por medio de críticas constructivas de lo que cada uno piensa al respecto para concluir en la reflexión introspectiva de los hechos y sentimientos.

Cabe resaltar que el terapeuta debe mantener un orden cronológico de las sesiones y actividades que tratará con el objetivo de que el tratamiento propuesto combine con cada intervención individual.

Recuerda que no estás solo o sola, tu bienestar psicológico es importante.

Quizás te interese:

¿NECESITAS AYUDA?

Déjanos tus datos y uno de nuestros especialistas te llamará, consulta gratis.


Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea