Por qué mi pareja no me valora

Antes de comenzar, es necesario hacer una pregunta sumamente importante, donde el centro de atención se fijará en ti, por tanto, esperamos que te respondas con tanta sinceridad posible: ¿Te valoras a ti mismo? Es decir, para creer que tu pareja no te valora, primero se debe valorarse a uno mismo. Con ello, se hace referencia a que debes tener presente el real significado que consiste el concepto del “valor”, “valorarse”, por ende, “sentirse valorado”.

Durante la soltería, algunas personas se centran en sí mismos, es decir, se ocupan de todas las responsabilidades que tienen pendientes como por ejemplo enfocarse en sus estudios para aumentar sus conocimientos académicos, rendir laboralmente con el fin de crecer en su profesión o aumentar sus ingresos para cumplir con compromisos pendientes, u otras se concentran en desarrollarse personal o espiritualmente al trabajar tanto su físico como sus herramientas emocionales.

Este último, las personas disfrutan de pasar tiempo con ellas mismas al reconocerse como seres humanos importantes, valiosos y productivos dentro de un entorno para su propia satisfacción, puesto que aumentan considerablemente las claves básicas de la inteligencia emocional: la autoestima y el autoconcepto, los cuales permiten la preparación personal para poder estar y ser con otra persona como pareja sentimental.

De esa manera, si no te valoras antes de relacionarte con otra persona sentimentalmente, las posibilidades de tener mayores dificultades en la relación por falta de comunicación, falta de comprensión, u otro tipo de problemas que aún no resuelves contigo mismo. No omitas la repetitiva frase de “para querer a otro, primero debes comenzar por ti”, así mismo funcionan las indicaciones en posibles accidentes de avión, para ayudar a otra persona a respirar por medio de una mascarilla de oxígeno, es necesario colocársela en primer lugar.

Ahora bien, resulta fácil decir la teoría y la cháchara de lo importante que es valorarse como persona en cada aspecto de su vida manteniendo la integridad y bienestar propio, pero aplicarlo en la vida real, el saber qué hacer y cómo hacerlo, es la parte donde se complica un poco el tema, ya que nadie tiene un previo conocimiento sobre el hecho sin que sea consciente que es necesario.

El valor, valorar, valorarse, sentirse valorado, ¿Qué es eso?

Cabe resaltar que cada concepto depende del hecho “valor”, por lo que una depende de la otra.

¿Sabes que es el valor? En el presente contexto, hacemos referencia a la valía que posee un objeto, situación o persona, es decir, a partir de la percepción que se tiene sobre las cosas se determina lo que para ti significa, por ejemplo, un accesorio que se te ha sido regalado por tu cumpleaños de parte de tu madre no tendrá el mismo valor (en este caso sentimental) para un amigo tuyo cuando se lo estés exhibiendo.

En ese caso, en tu decisión está si valoras o no, el objeto otorgado y a la persona que te lo obsequió, pues el hecho de valorar a una persona, objeto, lugar o cosa significa el determinado atributo y aprecio con el que aceptas y cuidas con una parte importante para ti. Siguiendo el ejemplo, valorar el accesorio regalado por tu madre implica reconocer el esfuerzo de la intención que tuvo hacia ti.

Sin embargo, existen dos posibilidades en el momento que te hacen el regalo (dependiendo del contexto interno y externo): la primera que lo recibas con euforia pues todo marcha bien con tu madre (pensamientos positivos), la segunda que sientas no merecerlo o por el pensar que está a punto de pedirte algo (pensamientos negativos); ¿Qué tan poco valor propio tienes para pensar negativamente hacia un regalo? Valorarse consiste darse su lugar humildemente frente una situación, lugar o persona, mientras se practica el amor propio.

De ese modo, ¿te sentiría valorado por el obsequio? Dado que es una muestra de cariño, afecto, aprecio, agradecimiento u otro significado con el que tu madre lo haga de manera positiva, quiere decir que te valora como hijo/a y persona, ¿Y tú? Es momento de comenzar por ese escalón.

Siento que mi pareja no me valora, ¿Qué hago?

¿Te valoras tú mismo/a primero? Entonces, ¿Qué haces en un lugar o con una persona que no aprecia todo aquello que tú haces, sientes por el/ella, ni a ti como persona? Si sientes que tu pareja no te valora o que la relación no es tan recíproca, pero no sabes qué hacer, sigue las siguientes recomendaciones para aliviar dicho malestar:

  • Antes que todo, es necesario dialogar con tu pareja. La comunicación y comprensión es fundamental para mantener una relación sana, por tal motivo, comunícale asertivamente sobre tus sentimientos con tal de determinar si son sólo ideas tuyas o es una situación que está aconteciendo, revisando los momentos en los que te sentiste de esa manera.
  • “Si no le nace, mejor ni se pide”, error, las personas no leen mentes, al contrario, hay que saber decir y pedir lo que se necesita. Si existe confianza, realiza tu petición no de manera hostil o imperativa, sino con un tono de calma aquello que necesitas.
  • ¿Por qué te sientes así? Es momento de analizar y realizar una introspectiva de tu relación y de tus sentimientos, para determinar las causas que te tienen pensativo/a sobre sentirte valorado, quizá tu pareja se ha enfocado de más en sus actividades laborales por lo que no han compartido lo suficiente, te ha dejado plantado/a en una cita, o ha despreciado alguna atención que tuviste hace él/ella.

Lo último que debes hacer es callar, acumular, y guardar los sentimientos negativos que te causan un momento específico donde no te sientas valorado. No obstante, recuerda que no necesitas la aprobación de las demás personas para sentirte valorado, pues para ello, primero debes darte tu propio valor.

Quizá te interese:

¿NECESITAS AYUDA?

Déjanos tus datos y uno de nuestros especialistas te llamará, consulta gratis.


Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea