Por qué mi pareja antepone a su familia

Para nadie es un secreto que la familia es el primer contacto sobre las relaciones que se tiene con otras personas una vez llegamos al mundo, ya que es el núcleo fraternal en donde adquirimos conocimientos básicos de educación, de valores, de principios y de discernimiento entre lo bueno o malo formando una percepción del mundo a partir del entorno cercano.

En la actualidad, hablar de familia se hace referencia al conjunto de personas que presentan vínculo sanguíneo en común o legales, por lo que con el pasar del tiempo los miembros que la conforman crean lazos afectivos dado por la constante convivencia.

La familia es y será familia en cualquier parte del mundo en la que te encuentres sin importar la cantidad de tiempo que haya acontecido, el grupo de personas que conforman tus apellidos, tu sangre, tus lazos fraternales, tu parentesco, tus vínculos emocionales, entre otras características que te hacen ser parte de ello, permanecerán contigo hasta el fin de los tiempos.

La familia sin importar con la pareja que te encuentres o los amigos que ganes, estará para apoyarte en cada caída que se tenga, en cada error cometido, en cada logro obtenido y meta realizada, en ocasiones no de la manera como se espera o se quisiera, pero hará parte de los momentos buenos y malos de tu vida tanto como tu permitas que estén.

La familia, además de ser el núcleo principal tradicional conformado por mamá, papá e hijos/as (destacando que actualmente existe diversidad de ordenamiento de una familia), nos promueve la realización del ser quien somos al satisfacer las necesidades básicas y emocionales de primera mano por el diario vivir.

No obstante, de la manera como la familia que hacemos parte fue creada, cada uno de los individuos tiene un rol, y como hijos al crecer para continuar el ciclo de la vida sería abrir la puerta a la formación de una nueva familia junto la pareja sentimental, por lo tanto, con el fin de no crear dependencia emocional hacia la familia, es necesario establecer límites sanos entre la relación sentimental y la relación familiar.

¿Cómo saber si mi pareja prefiere a su familia?

La familia a presar de que el tiempo transcurra o los caminos de algunos de los integrantes se dividan, seguirán siendo parte fundamental de la historia de vida de todo ser humano, a tal punto de que en ocasiones influye directamente en el estado de ánimo, siendo ésta una fuente del malestar o tranquilidad individual del integrante de la familia, es decir, a veces cuando discutimos con algún miembro de la familia (madre, padre, hijo/a, hermano/a) se genera un desequilibrio emocional que “daña el día”, pues inmediatamente nos irritamos, desmotivamos, malhumoramos, entre otro sentimiento negativo desgastante.

Ahora bien, enfocándonos un poco sobre el tema central el cual se refiere a  determinar si tu pareja prefiere a su familia, era necesario tener en cuenta un poco sobre la dinámica en cómo puede funcionar la relación familiar, es decir, quizá en tu caso, tu familia suele ser muy dejada, poco afectiva y cada miembro cumple su rol de manera independiente, como quien dice “cada quien en su mundo y verá cómo se resuelve” aunque vivan en la misma casa, pero la familia de tu pareja es unida y afectiva, donde los mínimos inconvenientes o logros están presentes cada miembro para apoyarse bajo ciertos límites establecidos para intentar que la relación entre los integrantes no sea intrusiva o entrometida entre sus vidas.

De esa manera, se calcula un aproximado porcentaje de atención que tu pareja le otorga a su familia y el verdadero motivo por lo que lo hace (dependencia emocional, dependencia económica, apoyo incondicional, u otra razón), ya que una cosa es lo que tu piensas y otra muy diferente lo que en realidad la situación está ocurriendo.

De hecho, para saber si tu pareja prefiere a su familia, es importante reconocer qué tan importante es su núcleo familiar para él/ella, es decir, ¿Quién eres tú para prohibir que visite, hable o comparta con su familia? Es decir, ¿Qué tanta carencia interna posees para estar mendigando amor de tu pareja? El valor de cada persona que se da a sí mismo es proporcional a la estabilidad emocional que presenta al compartir parte de su vida con su pareja.

Entonces, reflexiona un poco ¿Qué te hizo pensar eso? No hablamos de lo que tu pareja hizo o dejó de hacer, si no del por qué llegaste a la conclusión del sentirte “abandonado/a” por el/ella por estar más pendiente de su familia que de ti. ¿Te falta compañía, afecto, atención? El tiempo de comenzar a centrar tu atención en ti mismo/a.

¿Qué hacer si mi pareja antepone a su familia?

La comunicación para su comprensión es fundamental cuando no te sientes cómodo con tu pareja en la relación, independiente cual sea el motivo que te cause malestar, es necesario hablar sobre tus sentimientos de manera calmada, asertiva, sin hostilidades ni culpando, ya que la idea principal es resolver una situación que tú estas sintiendo, por ejemplo, supongamos que últimamente tu pareja está prestándole más atención a su hermana y eso te causa un conflicto interno, habla con el/ella explicándole tu percepción desde tu sentir: “siento que…”, “me gustaría que me dedicaras más tiempo a mi por…”, “Me duele que…”, entre otras formas pacíficas.

Una vez el mensaje fue comunicado, ¡Ocúpate de tus cosas!, todos tenemos responsabilidades y actividades diarias por desarrollar, entonces, pasa tiempo contigo mismo/a, aprende a estar contigo mientras encuentras tu propia tranquilidad, pues encontrar tu felicidad depende sólo de ti, entonces, no coloques los huevos en una sola canasta ni estés dándote mala vida por el pensar de que tu pareja no te da la atención que “necesitas, quieres y mereces”, comienza por suplir tus propias necesidades, amarte tanto con tus fortalezas como defectos y sobre todo, valórate hasta entender que mereces ser feliz.

Si bien, la única persona que tenemos para convivir y vivir es a nosotros mismos, entonces, dedícate tiempo a ti. En ese caso, si tu pareja no reacciona del magnifico ser humano que tiene como compañero/a, es momento de reflexionar donde está su prioridad, ya que en el momento que se decide formar una nueva familia o casarse, automáticamente ese acto se convierte en la prioridad.

Hablar para mantener el equilibrio puede ser tu respuesta.

Quizá te interese:

¿NECESITAS AYUDA?

Déjanos tus datos y uno de nuestros especialistas te llamará, consulta gratis.


Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea