Estabilizadores del estado de ánimo

estabilizadores del estado de animo

Si alguna vez has asistido a terapia psicológica pues ya has dado el primer paso de reconocer que padeces de una enfermedad o trastorno y ha sido a la vez diagnosticada, hay probabilidad que las crisis emocionales que en un tiempo se han presentado vuelvan a ocurrir, por ello se recurren a estabilizadores del estado de ánimo, pero lo miedo a lo desconocido va a estar presente, sin saber el cómo vaya a reaccionar tu cuerpo frente a ello.

Tener preguntas al respecto es sinónimo de intentar entender que está ocurriendo contigo mismo, es sinónimo de afecto propio, por lo que consultar al médico de confianza sobre los pasos a seguir una vez las terapias estén ayudando a controlar la enfermedad, es señal que en tu corazón tienes el deseo de sentirte mejor. Recuerda que todos los procesos son diferentes, cada persona actúa de manera diferente en busca de su bienestar, salud y felicidad tanto física como mental.

¿Qué son los estabilizadores del estado de ánimo?

Si se ha tenido episodios de depresión u otros trastornos donde su vida corra peligro por desequilibrio psíquicos bruscamente repentinos como la bipolaridad o manías, los médicos suelen recetar la ingesta de fármacos como estabilizadores del estado de ánimo para prevenir, ayudar, controlar y reducir la aparición de este durante el tratamiento psiquiátrico que se le está llevando a cabo.

Por ello, los estabilizadores del ánimo impactan en la persona disminuyendo las ideas de atentar contra la vida del mismo individuo en episodios psicóticos, controlando el desorden químico en el cerebro reduciendo riesgos, entonces son tanto medicamentos, alimentos o suplementos naturales que se utilizan para tratamientos de personas que sufren de trastornos y enfermedades tanto psiquiátricas como psicológicas, estas pueden ser: bipolaridad, depresión, derivadas por el exceso de consumo de droga, esquizofrenia, delirio, trastorno de control de impulso – conducta – cognitivo, trastorno de personalidad, inestabilidad emocional.

¿Cómo funcionan los estabilizadores en el organismo?

Un día te encuentras bien, todo de maravilla y al momento siguiente tu esta de ánimo ha decaído tan bajo que inexplicablemente te encierras en una burbuja sin salida, lo más curioso de todo, es que no es la primera vez que acontece, quizá ha pasado un par de veces a la semana o en repetitivas ocasiones en un solo día, a veces lo comienzas a notar u otras personas, es una alerta de preocupación inherente a un desequilibrio emocional, ¿por qué está pasando? Puedes preguntarte, pero pueden ser diferentes las razones.

En un caso que acontece seguidamente, la persona suele atentar contra su propia vida o tomando camino a dependencias que afectan su salud y funciones vitales pues de alguna manera no encuentran sentido a su existencia, pero como un brillo resplandeciente de consciencia, algunos de ellos reconocen que están pasando por un momento oscuro y deciden buscar ayuda, con familia, amigos, terapia, con el fin de obtener una solución.

Una vez tomada la decisión, las terapias en el psiquiatra, psicólogo o terapeuta especializado comienzan a tomar forma para determinar un diagnóstico de lo que se está en juego y guiar a la persona que está padeciendo al alivio consigo mismo, al sentirse bien, al bienestar que tanto se desea, es por lo que el profesional de la salud receta estabilizadores del estado de ánimo ya que actúan directamente sobre el cerebro para ayudar a las emociones con los problemas de ánimo.

En otras palabras, estos estabilizadores envían señales desde el sistema nervioso hasta el cerebro para regular el desequilibrio químico en el organismo generado por un detonante de impulsos internos del cuerpo o de influencias del ambiente exterior en que la persona interactúa, el cual libera propiedades que facilitan al cerebro asimilar acontecimientos estabilizando el estado de ánimo, impulsos emocionales o evitar reaparición de episodios dañinos.

Efectos secundarios de los estabilizadores de estado de ánimo

Cabe resaltar que, al hablar de estabilizadores del estado de ánimo, comúnmente se hace referencia a los fármacos que especialistas de la salud recomiendan luego de múltiples sesiones terapéuticas con el paciente, y dado que todos los organismos son únicos, las reacciones o los efectos secundarios que estos presentan pueden variar de una persona a otra, sin embargo, al generalizar algunos efectos contraproducentes se obtiene que todo medicamento puede causar:

  • Ciertas personas sufren mareos o malestar estomacal entre otros síntomas relacionados.
  • Reacciones alérgicas
  • Maximizar los síntomas anteriores
  • Otros no experimentan síntomas extraños

Recuerda consultar al médico y hablar al respecto si ha presentado episodios problemáticos que pueden afectar su salud.

Alimentos para estabilizar el estado de ánimo

La comida además de brindar energía que el cuerpo necesita para realizar las funciones vitales cotidianas, contiene propiedades que puedes resultar satisfactoria cuando una persona se encuentra con bajo estado de ánimo, es decir, que si de cierta manera se ha tenido un día lleno de estrés o atraviesa una situación que produce tanta tristeza que cree no ver luz al final del camino, existen alimentos que pueden regular dichos cambios de humor causados por un desequilibrio hormonal que el cuerpo está enfrentando por un detonante especifico.

Entre los alimentos más comunes que te ayudaran a compensar el desequilibrio del estado de ánimo por el cual te encuentras pasando, se pueden encontrar:

  • Chocolate
  • Cualquier variedad de fruta de preferencia con alto contenido de fructuosa.
  • Pescados, salmón o sardinas; y verduras verdes como lechuga o espinaca, con proporciones de Omega 3 elevados.
  • Carne de res, de pollo, de pavo o de cerdo.
  • Nueces, frutos secos, frutos rojos, semillas de calabaza o semillas de girasol
  • Yogurt, leche o avena; o cualquier alimento dentro de la clasificación de carbohidrato como la papa o pastas.
  • Café o té negro
  • Huevos, champiñones o setas
  • Garbanzos o lentejas

Además, se recomienda desarrollar actividades físicas, ejercicios o en su defecto actividades al aire libre que permitan despejar los pensamientos que abruman en el momento pues llevar una dieta balanceada incluyendo un poco de deporte unas cuantas veces a la semana, pueden ayudarnos a sentir mejor con nosotros mismos y con el mundo exterior.

Quizá te interese:

¿NECESITAS AYUDA?

Déjanos tus datos y uno de nuestros especialistas te llamará, consulta gratis.


Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea